domingo, 25 de agosto de 2013

El origen de los refranes populares, “Hacerse el longuis”

Este refrán popular es sinónimo de hacerse el oso o el distraído. El término “longuis” es una voz coloquial que proviene etimológicamente de otra palabra también vulgar, “Longuiso”, que a su vez viene del latín “Lionguis”, que significa apartado, lejano. Antaño, se aplicó al hombre cobarde que escurría el bulto o se amparaba en lugar lejano o apartado, para de este modo eludir, evadir o desentenderse de un compromiso u obligación.
Publicar un comentario